Dodge SRT-4: el último Neon

Una mirada al Dodge Neon SRT-4 2004Al momento de su fabricación, el Dodge SRT-4 era el segundo vehículo más rápido de Chrysler. Incluso con la alucinante aceleración que ofrecía fue vendido en los concesionarios de Estados Unidos por menos de $20,000 en el año 2003. Se planeaba producir tan solo 3,000 unidades al año pero en el 2004 su producción según se dice alcanzó los 13,000 vehículos al año. Probablemente, Chrysler tuvo ganancias con el SRT-4 por su cercanía con el Neon, un líder de desempeño. Los modelos del 2003 se midieron según:

Auto y propulsor: aceleración de 0 a 60 en 5.6 segundos, velocidad máxima 153 mph.

Auto compacto deportivo: aceleración de 0 a 60 en 5.8 segundos, llegada al 1/4 de milla en 14.2 segundos.

Brooke McClelland escribió: De acuerdo con su dinamómetro de chasis, este Neon produce 223 HP y 250 pies-libra de torque en las llantas. Si lo comparamos con una prueba realizada a un Nissan Sentra SE-R 2002, calificado como de 175 HP, éste sólo logró 141 HP en las llantas.

Los modelos del 2004 incrementaron la potencia y añadieron un diferencial de patinaje limitado posterior. Los modelos del 2005 agregaron un color e hicieron otros ajustes muy pequeños. También en el 2005 hubo algunas Ediciones Conmemorativas SRT4, numeradas del 1 al 200.

El motor de 2.4 litros (también usado en el PT Cruiser GT, pero originalmente diseñado en México para el Stratus R/T) produce un caballaje de 215 y 245 pies-libra de torque, ambos a velocidades de motor razonables. Todos los SRT-4 fueron fabricados en Belvidere, Illinois, Estados Unidos. El turbocargador Mitsubishi TD04 rendía 11-14 lpc de presión; torque pico continuado de 2,000 a 4,800 rpm. El auto en sí pesaba 2,880 libras y llegaba a 0-60 y al 1/4 de milla más rápido que el Porsche Boxster S, el Beetle Turbo S, el Matrix MRS y el nuevo y promocionado Nissan 350Z.

interior de un Dodge Neon SRT-4Junto con la planta de fuerza turbocargada del SRT tiene un transeje manual NVG T850 de cinco velocidades y alto desempeño, y también un sistema de escape de doble salida sin silenciador con boquillas pulidas inoxidables de 2.5 pulgadas. Entre otros elementos que aumentan la capacidad de desempeño tenemos un cuerpo del acelerador de mayor diámetro y un múltiple de admisión de mayor flujo. Por otro lado, nuevos semi árboles de igual extensión, un embrague de mayor capacidad, ensambles de placa impulsora y soportes únicos de motor y transeje dan el toque final al sistema de transmisión del Dodge SRT-4.

La ágil capacidad de conducción fue posible gracias a unas llantas de desempeño de aluminio de 17 pulgadas, neumáticos pegajosos de serie 50, ensambles de puntal y resorte especialmente afinados (frontal y posterior), barras estabilizadoras (frontal y posterior), muñones actualizados y un chasis K único. La fuerte base Neon también ayudó.

"Queríamos un auto que nos diera una buena sensación de balance hacia las esquinas sin sobreabundancia de rodamiento de la carrocería," comentaba John Fernandez, quien también trabajó en vehículos Shelby como el legendario Omni GLHS. "Con el SRT-4, creamos un auto con una alta dosis de potencia que también es altamente controlable."

La mezcla de potencia y control fue posible gracias a la interacción entre el equipo de desarrollo del Dodge SRT-4 y los ingenieros de operación de desempeño quienes se entrenaron por primera vez en las carreras del Club Estadounidense de Autos Deportivos (SCCA, por sus siglas en inglés). Algunos de estos corredores de fines de semana trabajaron muy de cerca con el equipo de pequeños vehículos para asegurarse que la experiencia en ingeniería de SCCA se hiciera visible en el Dodge SRT-4. "Desde el inicio, los empleados de ambos grupos trabajaron juntos para crear un auto que reflejara la herencia de las carreras automovilísticas, tanto de carreras en áreas rurales con el Neon ACR y el éxito profesional de nuestro programa Viper," expresó Fernandez.

Parte posterior del Dodge Neon SRT-4

Prototipo del Neon SRT-4 (fotos por Chrysler)

vista frontal del Dodge Neon SRT

El Dodge SRT-4 también poseía sistema de frenos antibloqueantes (ABS, por sus siglas en inglés) y frenos de disco en las cuatro ruedas con mordazas y rotores de mayor diámetro, que están listos y esperando para detener toda la potencia que está debajo del capó. Los frenos de disco estándar de 11 pulgadas con pastillas mejoradas garantizan que el SRT-4 pueda pasar de 60 a 0 mph en menos de 120 pies. Entre otras características de seguridad del Dodge SRT-4 tenemos bolsas de aire estándar para el asiento del piloto y el copiloto así como bolsas de aire laterales opcionales. Muchas otras características de comodidad eran estándar incluyendo aire acondicionado, seguros y ventanas eléctricas, entrada remota sin llave y un paquete de iluminación.

"Consideramos cuidadosamente si ocultar o no el interenfriador con rejillas o incluso pintarlo de negro" dijo Lance Wagner, Director de diseño interior/exterior. "Pero a los afinadores les gusta exhibir los componentes que han agregado, así que dejamos el interenfriador en su estado original para dar a la parte delantera un aspecto más auténtico, directo de la calle."

Los asientos delanteros del Dodge SRT-4 tenían secciones mejoradas para un mejor soporte lumbar y lateral durante las maniobras de tipo carrera (los modelos 2004 podrían tener asientos normales con bolsas de aire laterales, pues muchos se quejaron de que los cojines laterales sólo funcionaban bien para aquellos que caben entre ellos). La tela fue texturizada para mejor agarre en las esquinas. Los cojines laterales de los asientos delanteros fueron cortados en vinil y curvados para estabilizar a los ocupantes. Los asientos posteriores también tenían esa tela texturizada.

Los diseños únicos de medidores del Dodge SRT-4 tienen áreas plateadas con acentos de aros plateados. A la derecha del tablero de instrumentos podemos encontrar un medidor plateado de presión/vacuómetro y coronando la palanca de cambios una nueva perilla color plata satinada. La palanca está rodeada por un cubrepolvo hecho del mismo cuero texturizado con apariencia de fibra de carbono que el volante.

Los diseñadores del Dodge Neon SRT-4

Medidor de presión  turbo del Neon SRT-4El gerente de proyectos de productos para vehículos pequeños de 26 años, Marques McCammon fue a trabajar a Chrysler por una única razón. "Nada más ni nada menos que el Dodge SRT-4... Mi sueño era hacer realidad un auto como ése."

En 1998 y con el título de Ingeniero mecánico de la Universidad A&T de Carolina del Norte bajo el brazo, una de los primeras tareas de McCammon fue ayudar a desarrollar un Neon con una lista de características de desempeño basadas en los autos compactos deportivos que Tom Gale (para entonces Vicepresidente Ejecutivo de Desarrollo y Diseño de Productos) había visto en la Muestra de 1998 de la Asociación de Mercados de Equipo Especializado (SEMA, por sus siglas en inglés) en Las Vegas.

En semanas, un grupo de jóvenes afinadores comenzó a formarse alrededor del pedido de Gale. Junto con McCammon, el equipo inicial incluía al ingeniero en mecanismos de potencia, Marc Musial y al mecánico Dave Chyz, uno de los técnicos más jóvenes que haya trabajado en el Dodge Viper original. Los miembros del equipo compartieron sus experiencias de primera mano de una forma u otra con el existente Dodge Neon.

"Mark aportó su experiencia con turbos y supercargadores," recuerda McCammon. "Mientras que Dave añadió su experiencia en motores y antes de darnos cuenta, ya habíamos creado un auto desde cero en tan solo cuatro meses." [Los ingenieros más antiguos de Chrysler, que aparentemente no aportaron mucho, habían desarrollado los cinco montajes de motores turbocargados de 2.2 y 2.5 que hicieron de Chrysler el más grande fabricante de todos los tiempos de motores turbocargados de 4 cilindros.]

motor turbocargado Dodge SRT-4

A menudo eso significaba pasar largas horas después de haber oficialmente marcado tarjeta en sus "trabajos diurnos." Entre los tres, el grupo registró en menos de 2 semanas más de 1,000 pruebas de millas en pista después de las horas de trabajo. Para noviembre de 1999, Gale obtuvo su auto y ocupó un lugar en la exposición SEMA de ese año. Básandose en la respuesta positiva que allí obtuvo, Gale decidió colocar el vehículo negro (luego catalogado como el Neon SRT) en el centro del escenario, en la plataforma giratoria de los autos conceptuales del Auto Show de Los Angeles de enero siguiente.

"Una noche cuando ya teníamos listo el segundo auto, lo metimos a escondidas en el lugar de estacionamiento de Tom Gale en el garaje para ejecutivos, sólo para que se percatara de él" expresa McCammon. "Supusimos que no había forma que ignorara su propio regreso a casa ."

A pesar del esfuerzo, el Comité Ejecutivo rechazó la propuesta de producción del auto cuando el equipo apareció se los presentó en el otoño del año 2000. Por segunda vez, McCammon recibió otra lista. Ésta estaba llena de razones por las que el auto no iría rápido. "Literalmente acudimos a todos los ingenieros en jefe, pieza por pieza, y les pedimos que nos explicaran por qué la pieza no podía hacerse o para que nos ofrecieran una solución para arreglarla," comenta McCammon. "Seguimos haciendo eso hasta que se nos acabó la lista." En la primavera de 2001, una vez más el plan fue presentado al Comité Ejecutivo y esta vez obtuvo su aprobación.

Como proyecto aprobado, la responsabilidad de la producción del recién bautizado Dodge SRT-4 recayó en las manos de John Fernandez, Director de Operaciones de Vehículos de Desempeño, quien había pasado años en carreras de Neon ACR. "Juntamos a todos los que sabíamos tenían experiencia de primera mano en vehículos similares al SRT-4, ya sea mediante carreras en áreas rurales o en salir a las calles todos los fines de semana en sus propios autos afinados."

Una mirada al Dodge Neon SRT-4 2004El resultado fue un segundo grupo de jóvenes afinadores listos para continuar con el trabajo del equipo inicial. Algunos de ellos, como Stephan Zweidler y Brad Dotson, ya habían trabajado en forma indirecta en el auto conceptual Neon SRT. Dotson, el gerente del programa había participado en carreras con el equipo Shelby y el Neon ACR en SCCA, incluyendo un pequeño trabajo como jefe del equipo. Zweidler participó en carreras de autocross Solo II de SCCA mientras estaba en la universidad y fue un miembro activo del Club de Aficionados del Neon. El ingeniero de síntesis de vehículos, Jeff Reece trabajó en el ganador de campeonatos Dodge Viper GTS-R. El ingeniero en motores Tom Wierzchon (también parte del equipo Viper GTS-R) y la ingeniera en sistemas eléctricos, Judy Willoughby completaban la base del equipo de Operación de Vehículos de Desempeño para el Dodge Neon SRT-4.

Dotson dijo "no habría sido posible sin la cooperación de los otros departamentos de la compañía. Es sorprendente ver cómo otros fanáticos de las carreras salen de donde menos uno lo espera a ofrecer su apoyo a este programa."

Con un precio de etiqueta inicial de solo $19,995, el Dodge SRT-4 siguió siendo el auto de más rápida producción disponible a ese precio en los Estados Unidos.

El motor turbo del Neon producía un caballaje de 215 y 245 pies-libras de torque en el 2003, llevando la potencia a tierra con un transeje manual NVG T850 de cinco velocidades y alto rendimiento, y un sistema de escape de doble salida con boquillas inoxidables. Nuevos semi árboles de igual extensión, un embrague de mayor capacidad, ensambles de placa impulsora y soportes únicos de motor y transeje mantenían la potencia a tierra.

Reseña del auto Dodge Neon SRT-4

Para aquellos que necesitan el sonido del músculo, el SRT-4 suena como un Camaro SS, que ha duplicado el número de cilindros. En este caso, el sonido es un claro indicador del desempeño. Algunas revistas afirman que acelera de 0 a 60 en tan solo 5.6 segundos .El motor es sorprendentemente sensible y calmado en el rango de velocidad, aunque naturalmente prefiere estar en rpms más elevados que el anticuado V8. El truco principal para obtener el desempeño máximo es usar la última pulgada de recorrido del pedal. Pise ligeramente y obtendrá un desempeño superior al del Neon, es decir, mucho mayor a la del Civic y Focus. Pero presione más y de repente el dócil sedán familiar se convierte en un leopardo que avanza con un fuerte silbido del turbocargador. Ese pequeño truco es bueno para lograr una potencia suave y rápida a cualquier velocidad a la que podamos realizar pruebas.

Motor turbocargado Dodge SRT-4

El SRT-4 está diseñado para ofrecer un desempeño total, no sólo para pruebas de revistas. Algunos vehículos, como los Matrix XRS, pueden hacer muy bien una carrera corta en manos expertas, pero no son muy rápidos en situaciones de manejo ordinarios porque necesitan ser acelerados más de 7,000 rpm. La línea roja del SRT-4 es relativamente baja pero hace un buen trabajo desde el arranque hasta la línea roja sin ninguna sacudida a medida que llega a los nuevos programas de levas o válvulas. A velocidades de carretera, usar la caja de cambios produce mejores resultados pero sólo tiene que bajar a cuarta, no tercera.

Del mismo modo, encender el aire acondicionado o ir cuesta arriba no parece perturbar el motor, en parte porque además del caballaje de 215, tiene un torque de 245 pies-libra lo que lo diferencia de vehículos que tienen mucho caballaje pero poco rugido.

Para alguien que no ha manejado un auto turbo durante un tiempo, el SRT-4 era sorprendentemente suave, sin tener el repentino impacto de potencia a medida que el turbo hace su efecto. También era mucho más fácil de controlar pues la tendencia a que el auto se incline hacia cierto lado cuando se le aplica torque ha sido ampliamente controlada y prácticamente eliminada. El embrague no es muy diferente al del Neon estándar, evitando la pesadez en algunos autos de desempeño. Hacer cambios es notablemente fácil, dejando que Ud. se concentre en lograr un buen arranque y evitando aquellos vehículos lentos que se atraviesan en su camino.

El paseo es asombrosamente bueno y las sacudidas son suavizadas a pesar que tiene una considerable mayor rigidez que el Neon estándar. En buenas condiciones de desempeño, el SRT-4 sigue sintiéndose mejor en el camino que un Honda Civic estándar. Amortigua bien pero se puede seguir sintiendo la carretera.

Panel de instrumentos del Dodge SRT-4Indicador de presión turbo del Neon SRT-4

El interior es similar al Neon pero con algunas mejoras. Un indicador de presión/vacuómetro, pegado al portalentes de sol casi como una ocurrencia tardía, proporciona información útil, incluir vacío junto presión es una buena idea. Todos los indicadores tienen iluminación posterior verde durante la noche (el Neon original tenía iluminación posterior ámbar para preservar la visión nocturna). La transmisión manual es una bola cromada tomada del PT Cruiser. En resumen, el ajuste y el acabado eran increíblemente buenos.

interior de un Dodge Neon SRT-4

El aire acondicionado parece menos potente que el del Neon, pero aún así mejor que el del Civic o Corolla. El estéreo tiene muy buen sonido pero necesita ser subido al máximo para que se escuche más que el motor. El afinamiento del parlante mejora el sonido para el conductor pero es lo suficientemente bueno para el pasajero.

Un vistazo al Dodge Neon SRT-4 2004 El motor cabe asombrosamente bien y ciertamente un número de personas han estado colocando motores de 2.4 litros en Neons para lograr mejor desempeño (un caballaje de 150 en lugar de 133 en estado de base, con un mejor torque de bajo costo). La versión SRT se ve desde afuera muy parecida al motor estándar 2.0, salvo que las partes normalmente negras están cromadas y que el nombre 2.4 Turbo está claramente escrito en la cubierta de la válvula y en la cubierta plástica removible del riel de combustible. No parece como si hubiera sido adaptado así que las tareas de mantenimiento y reparación no deberían ser imposibles. El interenfriador se encuentra debajo del radiador, de modo que los conductores deben tener cuidado de no meter a la fuerza vallas para estacionar y cosas por el estilo, pero es un buen lugar para capturar aire fresco.

A pesar de que el SRT-4 usa combustible premium y lo quema más rápido que un Neon normal, el tanque de combustible no es muy grande de modo que el rango de velocidad constante es más bien pequeño, entre 260 a 360 millas. El millaje por combustible es bastante bueno para esta clase de vehículo, con estimados EPA de 22 mpg en ciudad y 30 mpg en carretera. Nos gustaría estar de acuerdo con estos cálculos, a pesar de los muchísimos arranques rapidísimos y un uso frecuente del turbo, el SRT-4 no es tan malo con el combustible, comparado especialmente con otros vehículos con aceleraciones por debajo de los seis segundos.

El escape del SRT-4 (¡sin silenciador!) es demasiado ruidoso para la conducción normal, no diferente al Camaro SS antes mencionado. Mientras que un rugido profundo es mucho mejor que el ruido quejumbroso de una chicharra hecho por los Civics modificados, cansa después de un tiempo y elimina cualquier potencial inesperado de este Neon profusamente modificado. Sus dueños pueden, por supuesto, añadir un silenciador de flujo amplio y convertir este auto en agradable y silencioso, tanto para sorprender al extraño dueño de un Eclipse y Civic Si como para hacer al auto más adecuado para viajes largos y uso familiar. Aquéllos que exigen el desempeño más alto o usan su SRT para carreras probablemente optarán por mantener el sistema estándar (sólo el resonador) incluido el ruido y todo lo demás.

A pesar de que el SRT-4 viene equipado con diversas comodidades como reproductor de CD, descongelador posterior, aire, tacómetro, y ventanas delanteras, espejos y seguros eléctricos, las posteriores tienen manijas.

llantas del Dodge Neon Srt-4 Los asientos estilo Viper brindan un muy buen soporte lateral con el conductor trabado entre cojines en todas las superficies. Por otro lado, el soporte lumbar es excesivo y aquellos que no quepan entre los cojines se sentirán incómodos. Hemos escuchado que los asientos del Neon estándar entrarán en un SRT y puedo imaginarme a muchos dueños de Neones listos para hacer el cambio.

Las comodidades menores facilitan nuestra vida con el SRT-4 más que con otros autos deportivos. Ya hemos mencionado la maletera de tamaño completo, con adaptadores de asientos posteriores , pero no hablamos de los tres portavasos delanteros, el porta EZ-pass (o lapicero), los depósitos para lentes de sol, la bandeja central de apilamiento, la amplia consola en el medio de los asientos delanteros, los portamapas delanteros ni de la útil guantera. Sin embargo, no tiene control estándar de recorrido probablemente porque aquéllos que compran un SRT-4 desearán gozar manejándolo tanto como sea posible.

El manejo es muy bueno aunque los neumáticos emiten chillidos prematuros al ingresar a una curva con potencia y los neumáticos pueden brincar si trata de arrancar muy rápidamente al emprender la curva. Aparte de eso, el SRT-4 siempre se sintió estable y en control. Maneja muy bien la aceleración en giros si ya está yendo a una marcha decente, dado especialmente el diseño de la tracción de ruedas delantera (que será bienvenida en el invierno, cuando una simple presión en el pedal del combustible producirá una conducción fácil y segura). Un diferencial de patinaje limitado está disponible en los modelos del año 2004, pero probablemente el control de tracción sea una opción muy útil.

No existe una verdadera competencia para el Dodge SRT-4. El Audi TT es mucho más lento, claustrofóbico, de mal gusto y simplemente no tan divertido, sin mencionar que es mucho menos práctico y mucho más caro. Los Civic Si, Focus SVT y Matrix XRS no pueden mantenerse a la par del Neon R/T y sencillamente no están en la misma categoría que el SRT.

Para el precio que tenía, el Dodge SRT-4 era la oferta de mejor desempeño disponible en el mercado. Ofrecía una fuerte aceleración, buen manejo, un interior grande y utilizable y una unidad motriz probada sin sacrificar mucha comodidad o millaje de combustible.

Coches | Motores | Argentina | México | Venezuela | ¿Qué es Allpar? | Condiciones de Uso

Favor de leer las condiciones de uso! * Mopar, Dodge, Jeep, Plymouth, Chrysler, y algunos otros nombres son propiedad de Chrysler LLC. Nosotros no pertenecemos a "Chrysler LLC ". No nos hacemos responsables por las consecuencias de acciones ralizadas basadas en este sitio y no garantizamos la validez o utilidad de la información aquí mostrada. El Webmaster no es especializado en la materia. Copyright © 2001-2009, Allpar LLC. Derechos reservados.

Deseamos que Ud. haya disfrutado la información sobre los vehículos Jeep, Plymouth, Chrysler, y Dodge de Allpar.